Chimichurri de Tomate

  • Chimichurri de Ajo

  • Chimichurri de Tomate

  • Chimichurri de Perejil

  • Chimichurri de Cilantro

  • Chimichurri Thermomix


  • "Chimichurri de Tomate"

    Chimichurri de Tomate



    Con esta receta hacemos una variante de la salsa chimichurri tradicional que suele gustar bastante. Te detallamos paso a paso como hacer en casa este rico chimichurri de tomate.

    Ingredientes:

    - 100 ml de aceite de oliva virgen
    - 50 ml de vinagre de vino
    - 250 gramos de tomates secos
    - Media cebolla mediana
    - Un pimiento rojo
    - Un pimiento verde
    - Tres dientes de ajo
    - Un par de cebollinos
    - Perejil fresco
    - Tomillo
    - Pimienta negra molida
    - Sal


    


    Preparación:

    Para hacer esta salsa chimichurri de tomate usaremos unos tomates secos rehidratados, que podemos encontrar en cualquier supermercado. Este tipo de tomates han sido sometidos a un proceso de secado lento al sol, por lo que han perdido la humedad del interior y por eso apenas pesan. Una vez los tengamos vamos a pelarlos y les quitamos los trozos que no se emplean y los picamos en trozos que sean bien pequeños.

    A continuación pelamos los dientes de ajo y los cortamos lo más fino que podamos con la ayuda de un cuchillo bien afilado. Hacemos lo mismo con la cebolla, la pelamos y la troceamos bien fina, y picamos un par de cebollinos también. Echamos todos estos ingredientes ya picados en un recipiente de buen tamaño, para ir formando el chimichurri de tomate en el mismo.

    Lavamos los pimientos con agua bajo el grifo, los abrimos para quitarles todas las semillas del interior y después los vamos a picar lo más fino que podamos, como hicimos con la cebolla previamente, y los echamos al acabar en el mismo recipiente con los otros ingredientes. Agregamos después tomillo, sal y pimienta negra al gusto y removemos bien para mezclarlo todo.


    Para terminar con esta receta aliñamos vertiendo primero el vinagre de vino, lo mezclamos bien y después añadimos el aceite de oliva virgen, que sea de buena calidad, y de nuevo mezclamos todos. Corregimos el punto de sal y de los demás ingredientes hasta dejarlo a nuestro gusto, y al acabar metemos el chimichurri de tomate en un recipiente que podamos cerrar, y lo dejamos en la nevera hasta el día siguiente, para que los sabores se mezclen y se potencien. Y pasado este tiempo ya podemos servir este rico chimichurri de tomate.